text.skipToContent text.skipToNavigation
Aprende con Cocinero 4 tipos de rebozado
El rebozado es una técnica de cocina súper sencilla que le dará a tus platos un toque delicioso. ¿Y quién mejor que Cocinero, el experto en frituras, para enseñarnos a hacerla?
No hay información nutricional disponible para esta Receta

Ingredientes que necesitas:

Rebozar no es otra cosa que envolver un alimento con harina y huevo o alguna mezcla especial antes de freírlo. De esta manera, queda jugoso por dentro y crocante por fuera. ¡Realmente delicioso! 

Mis amigos de Cocinero nos enseñan 4 formas diferentes (y muy fáciles) de hacer un rebozado:
Rebozado clásico
1. Salpimenta la pechuga
2. Pásala por huevo y harina
3. Fríela

Rebozado con especias
Si al rebozado le pones un poco de ajo, perejil o hierbas aromáticas, tendrás un resultado diferente y muy sabroso. 
1. Pasa la pechuga por huevo
2. Pásala por pan rallado con perejil y ajo
3. Fríela

Rebozado con quinua
Si prefieres un rebozado con menos calorías y más nutritivo y crujiente, hazlo con quinua
1. Pasa la pechuga por huevo
2. Pásala por quinua cocida 
3. Fríela

Rebozado oriental
Si quieres darle un toque oriental usa panko, una especie de pan rallado japonés, más grueso y crujiente que el que usamos usualmente.
1. Pasa la pechuga por harina y huevo
2. Pásala por panko
3. Fríela

Ten en cuenta estas recomendaciones y tus rebozados quedarán perfectos:

- Usa suficiente cantidad de aceite. Asegúrate que las piezas de alimentos naden en él. De esta forma se facilita la evaporación de la humedad que se va desprendiendo de ellos al cocinarse. Así, obtendrás un dorado perfecto.
- Reboza y quedará perfecto. Cuando vayas a freír alimentos ricos en agua, como el pescado o las verduras, rebózalos antes de meterlos a la sartén. Es simple, solo debes recubrirlos con un poco de huevo y harina o pan rallado. Esta cobertura impedirá que el alimento que vas a freír suelte agua y te asegurará que el exterior quede crujiente y el interior jugoso.
- Reboza justo antes de freír. Que no pase mucho tiempo antes de que eches el alimento rebozado en la sartén. Si lo haces con mucha anticipación, la harina o pan rallado "chupará" el agua del alimento y se formará una pasta que arruinará elrebozado y la fritura.
- No pinches. Para que la fritura quede crujiente, evita pinchar el alimento que estás friendo. Si lo haces, éste botará agua y ocasionará que la fritura no quede perfecta.
- Usa papel absorbente. Para que la fritura no se ablande, cuando saques el alimento de la sartén, colócalo en un plato cubierto con papel absorbente. Esto eliminará los restos de grasa y mantendrá el exterior crujiente.
- Mejor caliente. Fríe los alimentos poco tiempo antes de comerlos. Así, los disfrutarán en su mejor momento. Si los fríes con mucha anticipación, tendrás que calentarlos antes de servirlos y no quedarán igual de ricos. 

Te pareció fácil esta receta?

0

Personas consideran que esta receta es fácil

Cuéntame lo que piensas